sábado, 21 de marzo de 2009

María Vargas

La cantaora gitana María Vargas Fernández nació en Sanlúcar de Barrameda el 1 de abril del año 1947.
Se inició en el cante en su ciudad natal, ya que viene de una familia de cantaores, su tío abuelo era Tomás Medrano Vargas, el Nitri y su padre Manuel Vargas, un cantaor aficionado que rivalizo con los mejores cantaores de su momento.
Ella misma ha contado que su primera actuación con público fue en un balcón cantando una saeta en una Semana Santa cuando tenía sólo nueve años, así como en festejos en la localidad acompañada del guitarrista Manolo Sanlúcar.

Es una cantaora muy completa con unos cantes transmitidos de su padre, aquellos cantes puramente gitanos, festeros por bulerías y solea.
Su revelación artística, sorprendiendo a todos los que la oyeron cantar, se produjo en el Teatro Villamarta de Jerez de la Frontera el año 1959, contando sólo doce años de edad, con motivo de un homenaje que organizado por la Cátedra de Flamencología y Estudios Folclóricos Andaluces, a Manuel Torres y a Javier Molina, en la que tomo parte junto a Antonio Mairena y Juan Talega, sorprendiendo tanto a artistas como público con el dominio que tenía de todos los estilos del cante jondo y además sin hacer ningún tipo de concesión al público menos entendido.

Año 1959 Premio Concurso Nacional de Arte Flamenco de Córdoba y debutó en el tablao madrileño Los Canasteros.
En 1969 obtuvo la Copa Jerez de la Cátedra de Flamencología ese mismo año fue nombrada Reina de los I Juegos Florales del Flamenco de Jerez, celebrados en memoria del poeta y flamencólogo Ricardo Molina Tenor.
En los años 60 llega a oídos de Manolo Caracol su fama, llegando a incorporarla a su cuadro flamenco de Los Canasteros, donde le da carácter al espectáculo.
El año 1998 actúa en el XXXII Curso-Festival de Flamencología en el Centro Andaluz de Flamenco de Jerez de la Frontera, adscrita a la Universidad de Cádiz, en el que intervino también Paco Cepero.

De ella se ha escrito: “Es la maestra que dicta su lección sintiéndola, con su voz conmovida y romántica, triste como un pábilo, azuzar cande pura, en la que de repente cruje el eco lastimero de su ralea desde el alma, al decir sus tangos, sus fandangos, sus cantiñas o bulerías tan de allá abajo, su nana o su solea o la siguirilla heredada de su padre. Aparece en el tablao, con su rojo, su sentimiento, su entrega y su saber y el tablao cobra su auténtica carta de naturaleza”.

El año 2003 participó en el XLIII Festival Internacional del Cante de las Minas de La Unión, en el que en la primera gala estuvieron presentes cuatro voces femeninas flamencas de categoría: María Vargas, Remedios Amaya, Esperanza Fernández y Encarnación Fernández.
María Vargas ha recorrido la geografía española, sus actuaciones en grandes escenarios, como en teatros y centros culturales o peñas flamencas y aunque tiene una corta discografía, pero muy buena tanto por su voz como por haber sido acompañada por los mejores guitarristas, como Manolo Sanlúcar o Paco de Lucía, Paco Cepero, Manuel Morao, los hermanos Habichuelas o Pedro Sierra, entre otros.
Y ha participado en elencos flamencos junto a los más grandes como son Juanito Valderrama, La Paquera de Jerez o Rafael Farina.

En su larga trayectoria formó parte de los elencos artísticos de El Corral de la Morería, Las Brujas, Torres Bermena, Café de Chinitas.
Se llevó diez años alejada del mundo artístico volvió en la primavera del año 1990 con un nuevo disco titulado “Ríos de primavera” y un año más tarde “El ruido de las olas”.


Video del dia que se puso a una plaza de Sanlúcar de Barrameda el nombre de María Vargas


María Vargas cantando el día que se le puso su nombre a una plaza en Sanlúcar de Barrameda



María Vargas cantando unas bulerías



No hay comentarios: