sábado, 15 de septiembre de 2012

Auditorio de la Merced



Alonso Benítez, criado del Séptimo duque, fue el que labró a su costa la antigua ermita de Ntra. Sra. de Belén, que más tarde se convertiría en Iglesia de la Merced, como consta en un acuerdo del Ayuntamiento de 17 de diciembre de 1563, en el que se pedía la piedra que se sacó de la fuente de la Ribera.
Traídos de Almonte, de la ermita de las Rocinas, por el Séptimo duque, llegan a Sanlúcar los Mínimos de San Francisco de Paula el 13 de octubre de 1590, instalándose en la ermita de Ntra. Sra. de Belén, por ello se les conoció como frailes de Belén.
Más adelante, el 26 de diciembre de 1615 los padres Mercenarios Descalzos toman posesión de la Iglesia de Ntra. Sra. de Belén para fundar su convento. En ese momento no era más que una sala baja con vivienda encima de dieciséis varas de largo y seis media de ancho.
El 5 de enero de 1616, después de preparar y arreglar la casa, comienzan a residir en la Iglesia de Ntra. Sra. de Belén los frailes Mercenarios Descalzos. En esa fecha se encontraban en el convento treinta y tres frailes.

Ese mismo día, con motivo del traslado y bendición de la iglesia de la Merced se celebró la misa y procesión a la que asistieron todo el clero, el duque y su familia. Durante el tiempo de la procesión los castillos de la ciudad y los navíos que se encontraban en Bonanza hicieron salva de artillería y repicaron todas las iglesias de la ciudad.
El 19 de junio de 1616, el ayuntamiento cedió a los mercenarios la callejuela que bajaba desde el convento hasta la plazuela de Madre de Dios, para que pudiesen agrandar el convento.
El 24 de agosto de 1620 la hermandad de la Veracruz se traslada de la iglesia del mismo nombre, que sería Compañía de Jesús, a la iglesia de la Merced. El Cristo de esta hermandad fue encargado por el duque don Manuel, según Velázquez Gaztelu, al famoso estatuario Juan Martínez Montañés y otros lo atribuyen a Francisco Ocampo.
Aunque había quedado terminada a finales del año anterior, el día 12 de enero de 1625 se pone el Santísimo en la Iglesia de Ntra. Sra. de la Merced y se oficia la primera ceremonia religiosa en ella. La dirección de la obra corrió a cargo del maestro arquitecto de la Casa Medina Sidonia, el jienense Alonso de Vandelvira.
En 1857 Pedro Alcántara Álvarez Toledo, Marqués de Villafranca, vende, en doscientos sesenta mil reales, el huerto y parte del Convento de la Merced a los duques de Montpensier para agregarlo al palacio que construían en Sanlúcar.
El año 1955 se cierra al culto la Iglesia de la Merced, trasladándose sus bienes al palacio ducal y permanece abandonada hasta el año 1987 en que se llega a un acuerdo de cesión por parte de la Duquesa de Medina Sidonia al Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda para su utilización para fines culturales.
Antes, en 1963, por estar la iglesia de la Merced en estado ruinoso, se traslada la Hermandad del Cristo de la Vera Cruz al convento de Madre de Dios. Había permanecido en la Merced 343 años y el 1979, y por orden del Obispo de la Diócesis de Jerez, se traslada a la Iglesia Mayor Parroquial de Ntra. Sra. de la O, donde tiene fijada su residencia actualmente.
El 5 de agosto de 1993 es inaugurada la iglesia de la Merced como auditorio, después de su restauración, con el Festival Internacional de Música "A orillas del Guadalquivir"



No hay comentarios: